Yakuza Horror

Por que el cine es un todo.

Ghost Rider (Ghost Rider: El vengador fantasma)


A la hora de hablar de adaptaciones de comics, podríamos hacer una simple división como parámetro. En un lado, poner a excelentes películas como Blade, XMen, Hellboy o Constantine. Por otro lado, podríamos poner pésimas adaptaciones como Hulk, Elektra, Daredevil y agregar a Ghost Rider. El primer punto en contra es su actor, Nicolas Cage, que últimamente anda medio visco para elegir guiones. El actor se autoproclamo fanático del comic, aunque eso no lo hace un buen exponente para representarlo como Ghost Rider se merece. La falta de personalidad y de agresividad en el rostro de Cage hace que el personaje se parezca más al débil Peter Parker que al legendario Jhonny Blaze. La historia es simple, pero llena de personajes y hechos que se suceden uno tras otro sin respiro, cosa que abruma y debilita a la trama, pasando muy rápido desde el pacto de Jhonny con el diablo hasta el final. La historia de amor en la que se centra todo el comic también tiene su momento, aunque demasiado superficial y casi sin importancia, solamente nombrado para mostrar el “por que” del actuar de Ghost Rider. A los villanos de turno se les da poca importancia, dejando lógicamente al principal vivo, para que la leyenda del jinete pueda continuar y tener sus secuelas.
El apartado visual es otra historia. Los efectos CG están muy bien logrados, sobre todo el fuego y el caballo del jinete anterior a Jhonny Blaze. En algunos momentos, los efectos superan lamentablemente al guión exponiéndose demasiado y tornándose un tanto lamentables, como ciertas superposiciones innecesarias, cuando de semejante superproducción hablamos. La estética en general es bastante fiel al comic, así como los diseños de personajes. Quizás para quienes están acostumbrados al comic sea un poco chocante el film, ya que para hacerlo “apto” para la mayoría de la audiencia, el personaje, así como las situaciones, pierden mucha de la violencia que caracterizaba a las historias del jinete, poniéndolo mas a un nivel aniñado que al crudo y desalmado personaje que solía ser, para poder establecer parámetros en el cine y poder tener su secuela sin demasiadas oposiciones.
Una vez más, vemos como los efectos especiales superan a la historia en si. En lugar de ser un condimente para contar estas fantásticas historias, los FX se convierten en los protagonistas y arruinan una cruel y negra historia como la de Ghost Rider. El responsable de dirigir y “versionar” el personaje se llama Mark Steven Johnson, en su tercer película después de Daredevil y Simon Birch. El protagonista es Nicolas Cage (The Wicker Man, Lord of War, Con Air), haciendo pareja con la preciosa Eva Medes (2 Fast 2 Furious, Training Day, Stuck on You). Los acompañan Peter Fonda (Escape from L.A., The Cannonball Run, Outlaw Blues) y Wes Bentley (Soul Survivors, American Beauty, The Game of Their Lives).
Un explicito ejemplo de como arruinar una buena historia grafica. Esperemos que sea la última y que no se repitan estos sucesos en futuras películas como Fantastic Four 2, Hellboy 2, y tantas otras adaptaciones que están por llegar.

Lucas Robledo.

Puntuacion: 5/10

Anuncios

21 marzo 2007 - Posted by | Accion, Ciencia Ficcion, Comic/Manga/N.Grafica

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: